La historia de Bixahuman

combinando 5.000 años de historia indígena
con la ciencia de laboratorio modern

NUESTRO ORIGEN

BIXAHUMAN ESTÁ EN MI SANGRE, NACIÓ DE MI HISTORIA

Hola, soy Aura Castro

Nací con Anemia Crónica (rasgo de células falciformes), una enfermedad que causa la deformación y descomposición de los glóbulos rojos. 

No llegaba suficiente oxígeno a mis células y tampoco recibía los nutrientes necesarios. 

Empecé a sentir fatiga, dolor, hinchazón, infecciones frecuentes además de manos y pies sudorosos. Mis huesos eran muy frágiles y me sentía cansada todo el tiempo. 

Estaba condenada a una vida de malestar pero… 

¡Las fórmulas de mis ancestros me sanaron! Mamá Francisca me salvó 

Mi bisabuela era una curandera maravillosa. De sus raíces Taínas aprendió cientos de fórmulas que sirvieron para sanar y aliviar el dolor de muchas personas en nuestra comunidad. 

Me decidí a probar sus hierbas mágicas y fue entonces cuando comprobé que todas las historias de sanación que me contaba eran ciertas porque ¡yo me sentía mejor que nunca! 

LA CURA DE MAMÁ FRANCISCA SE CONVIRTIÓ EN LA MISIÓN DE BIXAHUMAN

La raíz de mi bienestar estaba en sus remedios, pero no hacer caso a sus consejos casi me cuesta la vida…

Dejé de tomar sus fórmulas por unas semanas y terminé en el hospital con una hemoglobina en 4,2 (los valores de referencia están en 12.0 a 15.5) y dos ACV’s (Accidentes Cerebro Vasculares) a causa de la falta de oxígeno en mis células. 

Necesité transfusiones de emergencia y mucho hierro. Mi sistema estaba completamente apagado y gracias a eso entendí que mi condición era crónica.

Me arriesgaba a sufrir un derrame cerebral y a necesitar transfusiones de sangre de por vida y no quería un futuro así para mi familia. 

Siendo madre soltera sabía que necesitaba recuperar el control de mi vida para que mis hijos crecieran con una madre sana y presente. Así que convertí el bienestar en mi misión de vida. 

Quería encontrar fórmulas similares a la de Mamá Francisca pero no había nada parecido en el mercado.

Como ya me sentía mejor y estaba “de vuelta a la normalidad”, tendía a ignorar la gravedad de mi condición.

Después de todo, sentía que mi anemia crónica estaba bajo control. Sin pensarlo demasiado, detuve el tratamiento por una o dos semanas aquí y allá.

Hubo una temporada en la que estuve tan ocupada que durante unas 5 semanas no tomé la formulación especial a base de hierbas de Mamá Francisca. Supuse que mi cuerpo podría manejarlo.

Este fue un error casi fatal.

Terminé en la sala de emergencias con un nivel de hemoglobina de 4.2 (el rango normal es de 12.0 a 15.5) que estaban privando de oxígeno a mi cerebro y sufrí 2 accidentes cerebrovasculares.

Los médicos administraron un medicamento con hierro, pero no aumentaba mi recuento sanguíneo como se esperaba. Mi sistema se apagó. Me dieron 2 transfusiones de sangre de emergencia.

Aprendí por las malas que mi condición era una enfermedad crítica.

Como ya me sentía mejor y estaba “de vuelta a la normalidad”, tendía a ignorar la gravedad de mi condición.

Después de todo, sentía que mi anemia crónica estaba bajo control. Sin pensarlo demasiado, detuve el tratamiento por una o dos semanas aquí y allá.

Hubo una temporada en la que estuve tan ocupada que durante unas 5 semanas no tomé la formulación especial a base de hierbas de Mamá Francisca. Supuse que mi cuerpo podría manejarlo.

Este fue un error casi fatal.

Terminé en la sala de emergencias con un nivel de hemoglobina de 4.2 (el rango normal es de 12.0 a 15.5) que estaban privando de oxígeno a mi cerebro y sufrí 2 accidentes cerebrovasculares.

Los médicos administraron un medicamento con hierro, pero no aumentaba mi recuento sanguíneo como se esperaba. Mi sistema se apagó. Me dieron 2 transfusiones de sangre de emergencia.

Aprendí por las malas que mi condición era una enfermedad crítica.

La raíz de mi bienestar estaba en sus remedios, pero no hacer caso a sus consejos casi me cuesta la vida…

Dejé de tomar sus fórmulas por unas semanas y terminé en el hospital con una hemoglobina en 4,2 (los valores de referencia están en 12.0 a 15.5) y dos ACV’s (Accidentes Cerebro Vasculares) a causa de la falta de oxígeno en mis células.

Necesité transfusiones de emergencia y mucho hierro. Mi sistema estaba completamente apagado y gracias a eso entendí que mi condición era crónica.

Me arriesgaba a sufrir un derrame cerebral y a necesitar transfusiones de sangre de por vida y no quería un futuro así para mi familia.

Siendo madre soltera sabía que necesitaba recuperar el control de mi vida para que mis hijos crecieran con una madre sana y presente. Así que convertí el bienestar en mi misión de vida.

Quería encontrar fórmulas similares a la de Mamá Francisca pero no había nada parecido en el mercado.

Así que empecé a recolectar las hierbas que mi bisabuela me había enseñado, diseñé una fórmula…

¡Y funcionó! En 2 semanas volví a la normalidad. Mi neurólogo estaba asombrado con la respuesta de mi sistema inmune.

Los niveles de hemoglobina mejoraron, mi cerebro y mi cuerpo estaban libres de daños permanentes y volví a sentirme bien.

Mi propio milagro me hizo entender que la cura es posible para todos…

Mis ojos estaban ahora abiertos al hecho de que siempre estaba en riesgo de sufrir…

un derrame cerebral, en cualquier momento.

Me enfrentaba a una vida de frecuentes transfusiones de sangre para evitar que esto volviera a ocurrir. Acostada en mi cama de hospital, la desesperación se apoderó de mí, era una madre soltera y el único sostén de mi familia.

Mis hijos dependían de mí. Necesitaba volver al trabajo, recuperar el control de mi vida y estar ahí para mis hijos. Después de mi alta hospitalaria, busqué productos holísticos similares a la formulación de mi bisabuela, pero no pude encontrar ninguno que fuera similar al de ella.

Entonces, comencé a recolectar las hierbas de Mamá Francisca individualmente para crear mi fórmula basada en lo que aprendí de ella. Afortunadamente, funcionó.

En 2 semanas, las cosas se estabilizaron y mis niveles de hemoglobina volvieron a la normalidad. Fue sorprendente lo rápido que funcionó, pero también los otros efectos. No solo habían mejorado mis niveles de hemoglobina, sino que tampoco presentaba ningún daño permanente en mi cerebro o mi cuerpo. Mi neurólogo se asombró de cómo respondió mi sistema inmunológico.

un derrame cerebral, en cualquier momento.

Me enfrentaba a una vida de frecuentes transfusiones de sangre para evitar que esto volviera a ocurrir. Acostada en mi cama de hospital, la desesperación se apoderó de mí, era una madre soltera y el único sostén de mi familia.

Mis hijos dependían de mí. Necesitaba volver al trabajo, recuperar el control de mi vida y estar ahí para mis hijos. Después de mi alta hospitalaria, busqué productos holísticos similares a la formulación de mi bisabuela, pero no pude encontrar ninguno que fuera similar al de ella.

Entonces, comencé a recolectar las hierbas de Mamá Francisca individualmente para crear mi fórmula basada en lo que aprendí de ella. Afortunadamente, funcionó.

En 2 semanas, las cosas se estabilizaron y mis niveles de hemoglobina volvieron a la normalidad. Fue sorprendente lo rápido que funcionó, pero también los otros efectos. No solo habían mejorado mis niveles de hemoglobina, sino que tampoco presentaba ningún daño permanente en mi cerebro o mi cuerpo. Mi neurólogo se asombró de cómo respondió mi sistema inmunológico.

Y en el proceso tuve

dos revelaciones

Vivir con Anemia Crónica
es un riesgo para la vida

No volvería a abandonar mi tratamiento. La constancia es clave nuestra recuperación

Debía compartir este conocimiento
con el mundo

Llevar la información a quienes la necesiten, enseñarles otra forma de sanar.

¡Había llegado el momento de hacerlo posible! 

En 2009 le conté mi historia a un científico botánico y un químico orgánico. Les hablé de la combinación de ingredientes y la fórmula de Mamá Francisca.

Descubrimos que en el mercado estadounidense no había una combinación de hierbas naturales como la que yo estaba usando. 

Hice equipo con estos investigadores y me ayudaron a descubrir las proporciones correctas para desbloquear el potencial de estas plantas y traer lo mejor del pasado al presente. 

Vimos la oportunidad de ayudar a muchos

La Anemia Falciforme afecta principalmente a la población afrodescendiente y a los hispanos de ascendencia caribeña.

Pero también está presente en América Central, América del Sur, Oriente Medio y en personas con ascendencia India, Italiana, Australiana y Asiática. 

Los tratamientos, transfusiones y trasplantes son muy costosos además de poco accesibles en algunas regiones. 

 Bixahuman nace de nuestro compromiso a llevar alivio, salud y bienestar a nuestras comunidades

¡La cura ya no es un secreto!

Tienes derecho a gozar de la mejor salud

Lo que aprendí de mis ancestros me sanó y me permitió crear una plataforma para ayudar a cientos de mujeres, jóvenes y niños a vencer la pobreza generacional

¡Tú también puedes formar parte de nuestra misión!

La misión de Bixahuman

Nuestra misión es democratizar las curas ancestrales y dignificar el conocimiento indígena para transformar la vida de muchos.

Queremos que el tratamiento y la prevención de enfermedades crónicas comunes sean accesibles para personas de todas las clases e ingresos. Creemos que todos tenemos derecho a una buena salud con una combinación de hierbas bien estudiada.

El Proyecto Bixahuman tiene tres importantes causas sociales en su núcleo. Trabajamos en cada una de estas misiones desde 2010.
La misión de Bixahuman​

La visión de Bixahuman

Nuestro objetivo es brindar alivio a las familias que actualmente están luchando con el alto costo de los gastos médicos.

Creemos que podemos hacer esto proporcionando suplementos dietéticos asequibles y efectivos que combinen lo mejor de la medicina herbaria moderna con curas ancestrales.
La visión de Bixahuman​

Los valores de Bixahuman

.La integridad, la equidad y la excelencia están entretejidas en todos los aspectos del negocio.

Vivimos estos valores todos los días y esperamos que nos ayuden a ganarnos la confianza y la lealtad de los consumidores, los embajadores de la marca, los accionistas y las comunidades indígenas.
Los valores de Bixahuman

Refuerza Tu Sistema Inmunológico*

Menu
Categorias